Yoga en el embarazo, pros y contras

practicar yoga y la concentración

La actividad física durante el embarazo es recomendada por los especialistas de la salud siempre y cuando no existan riesgos para la madre ni para el niño, para esto hay que consultar al médico antes de realizar cualquier actividad. El yoga es una actividad sumamente beneficiosa para embarazadas siempre y cuando se adapte a las nuevas necesidades de la mujer y por supuesto del feto. Hay pros y contras en la práctica del yoga en el embarazo, todo dependerá a final de cuentas de cada mujer, su proceso y experiencias.

Pros del yoga en el embarazo

El yoga es una actividad física que busca el bienestar de cuerpo, mente y espíritu y la paz mental en medio del caos, esto suena ideal para una embaraza y así es. Esta disciplina puede ayudar a que la mujer tenga un parto más llevadero por las distintas técnicas de respiración y control corporal, además de que ayuda a relajar los músculos y conectarse con el cuerpo.

Se-puede-practicar-Yoga-y-Pilates-en-el-embarazoOtro pro de su práctica en el embarazo es la adaptación de sus poses, hay clases especiales para embarazas en las que se refuerzan las técnicas de respiración, las poses se integran para no comprometer al bebé y permite la socialización con otras mujeres en el mismo estado.

La relajación es una ventaja importante del yoga en todas sus expresiones y en el embarazo esto cobra una relevancia enorme, no solo para el parto sino para todo el proceso en general. También fomenta la exploración de las emociones y pensamientos positivos que aliviará las cargas mentales y preocupaciones de la futura madre y la ayudará a conectarse de forma más completa con su bebé.

La práctica del yoga en el embarazo también beneficia al control de la acumulación de grasa, brinda alivio a la espalda, ayuda a la circulación sanguínea y da sensaciones de calma y tranquilidad a la madre.

Tus pensamientos positivos, la relajación y tu bienestar general se traspasarán también a tu bebé por eso esta práctica es tan beneficiosa.

Contras del yoga en el embarazo

Si no se practica con cuidado y con la instrucción indicada el yoga puede ser peligroso para el bebé, así como cualquier otra actividad física poco controlada. En esta nueva etapa debes tener cuidado con las posiciones más complejas y debes evitar forzar a tu cuerpo ya que esto solo te producirá incomodidades y a tu bebé también, podrías sufrir algún accidente y comprometer a tu embarazo.

Yoga-para-embarazadasEs recomendable asistir a un médico antes de realizar cualquier rutina física, este determinará si estás acta o no para hacerlo descartando la posibilidad de un embarazo de alto riesgo. De igual forma cada trimestre del embarazo en el yoga tiene distinta metodología, es importante tenerlo claro.

El yoga es una buena opción de actividad física para el embarazo incluso si es la primera vez que la tomas en cuenta. Los pros superan a los contras siempre que se tenga una guía adecuada y no se fuerce al cuerpo más allá de sus límites.